Ante condiciones climatológicas y escasa luz, depende de cada dirección de plantel y padres de familia determinar modificación de entrada a clases en 20 o 30 minutos

La modificación del horario de entrada a los centros educativos por los frentes fríos y la ausencia de luz solar es una decisión que debe tomar la dirección de cada plantel en forma consensuada con maestros y padres de familia, informó la secretaria de Educación en el Estado, Ana Isabel Vázquez Jiménez.

La propuesta puede variar de entre 20 ó 30 minutos porque hay padres de familia que entran muy temprano a sus centros laborales y deben dejar a sus hijos en las escuelas, “pero todo debe ser en forma consensuada”, precisó.

Explicó que con el reinicio de clases, tras el periodo vacacional de diciembre, volvieron a las aulas aproximadamente 338 mil alumnos de educación básica y en el transcurso de la próxima semana se integraran los estudiantes de los demás niveles educativos para sumar un total de 450 mil estudiantes.

Dijo que la Secretaría de Educación está al pendiente de las condiciones climatológicas por la presencia de los frentes fríos que hasta el momento no han sido fuertes para conocer la determinación de cada plantel educativo respecto a la modificación de la entrada a clases.